El poder del big data

Cuando ingresas al portal de Amazon y aparece justamente algo que te gustaría comprar, no, no es casualidad. Tampoco te sorprendas, porque te seguirá pasando con mayor frecuencia.  Esto debido a que la precisión en los gustos, necesidades o soluciones de los clientes va aumentando gracias al análisis del Big Data que hacen las organizaciones. Pero, ¿de qué se trata esto? Bueno básicamente es analizar desde números, datos, patrones, algoritmos hasta fotografías y tuits para tomar decisiones y optimizar procesos. Sé que puede sonar un tanto invasivo, pero la verdad es que el Big Data llegó para revolucionar el mundo informático. Hoy en día, grandes de los avances tecnológicos, sociales y económicos se deben a esta herramienta.

El Big Data es el conglomerado de millones de datos, por eso su almacenamiento no es sencillo. “Hablamos de tantos datos que no caben en un disco duro normal, ni siquiera en uno realmente grande. Hacen falta multitud de ordenadores conectados entre sí, formando lo que se acostumbra a llamar un clúster (conjunto de computadoras que se unen a través de redes de alta velocidad). Los miembros del clúster pueden estar repartidos por todo el mundo y conectados a través de internet, pero en la práctica las grandes empresas gustan de agruparlos en Centros de Datos (…). Por ejemplo, cuando suba su siguiente foto a Facebook, es posible que su imagen se aloje cómodamente en Lulea, localidad sueca próxima al círculo Polar Ártico, donde la compañía tiene uno de sus centros de datos emblemáticos”, expone El País en su artículo Con “V” de Big Data.

Uno de los puntos más fuertes del Big Data ha sido su papel en la innovación, ya que a través del análisis de datos una organización puede explotar al máximo la creatividad. Así fue el caso de la empresa española Vueling, que lanzó Untypic, una aplicación que cuando estás en un sitio turístico y te quieres tomar una foto, te indica cuántas personas se han tomado esa misma foto. Esto con el fin de que logres tomas poco comunes. Aquí te dejo el video para que veas esta genialidad que se logró sacándole provecho al Big Data:

Por otra parte, ¿puedes ganar un partido de fútbol mediante el análisis de Big Data? Pues la selección mexicana demostró que sí. En el 2013, México tenía que ganarle a Nueva Zelanda para entrar al mundial, por lo que recurrió a GolStats, una empresa mexicana de inteligencia deportiva. “Hicimos un estudio muy interesante, determinamos qué jugadores rivales podrían alinear, después de analizar la data, miles de jugadas, de todos los jugadores, encontramos mediante algoritmos, encontramos que los defensas que jugarían, ganarían solamente el 28% de los centros por aire”, explica Juan Andrés Sámano, presidente de GolStats en el artículo El día que el Big Data salvó la clasificación de México a un mundial publicado por Marca. Y así fue, México se impuso a Nueva Zelanda y logró clasificar a Brasil 2014.

 

Autor: Paola Cantieri

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *